¡Hola mundo!

Capitulo I

Cuando pensaba en cuál sería la primera entrada de este blog, tenía claro que quería mostrar algo de mí (mi mundo) y que trasmitiera la relación que he tenido siempre con la escritura. De ahí que no haya variado el título de la primera entrada que aparece por defecto cuando empiezas un blog “¡Hola mundo!”. Mundo de la escritura, mundo de Pilar (yo misma, ¡hola!), mundo de la lectura, mundo de los libros, de las palabras, de los cuentos, de la creatividad, etc.

Este “¡hola” es también para mí un saludo a una parte de mí que siempre estuvo ahí: la escritura. Por eso, he escogido la imagen de uno de mis tesoros más preciados, mi primera máquina Olivetti. Concretamente, Olivetti lettera 10.

La Olivetti fue un regalo de mis padres cuando tenía siete años. Según dice mi madre, “querías una máquina de escribir y no más muñecas”. Así que ellos pensaron que sería una buena idea regalarme una máquina de escribir de verdad y no una de juguete. Nunca se lo agradeceré lo suficiente.

Aprendí a escribir a máquina de manera autodidacta. No sé si considerarme una autodidacta precoz (por la edad jejeje). Recuerdo que empecé con los dos dedos índices (como todos) y poco a poco, el resto de dedos fueron sumándose, por instinto.

Mientras tanto, empecé a escribir mis propias historias, cuentos, relatos… Lo que fuera. No me bastaba con leer todos los libros que alcanzaba a encontrar por casa. También necesitaba escribir aquellas ideas que brotaban en mi cabeza.

Me recuerdo paseándome con la Olivetti por la casa de mis padres y escribiendo, escribiendo, escribiendo, escribiendo sin parar; cortando folios por la mitad para convertirlos en cuartillas (¿podría considerarse esto auto-edición de un libro?); dibujando las portadas; invirtiendo tiempo y energía en pensar tramas y nombres para los personajes… Es decir, una escritora en toda regla.

La escritura comenzó a convertirse en una obsesión, me hice adicta al ruido de las teclas sobre el papel, al tacto de las yemas de mis dedos sobre las teclas (y así sigue hasta hoy) y disfrutaba aislándome para CREAR.

Pero un día, empecé a dejar de escribir. Y ya no escribía tanto y tan seguido, el interés se marchó. Sin más. Mi vida, como la de todos, sufrió cambios. Iba escribiendo algunas cosillas; pero el sueño de vivir escribiendo (que no vivir de escribir), se fue apagando.

Y sin darme cuenta…pasaron 15 años en los que solo volcaba mi arte en los emails-testamento que escribía a mis amigos, (para desesperación de algunos, porque lo mío nunca fue escribir solo “un par de líneas”).

Y un día, cumplidos los 33, me di cuenta de que llevaba muchos años repitiéndome mucho a mí misma “a mí me hubiera gustado ser escritora”. Así que, di un golpe en la mesa y me dije: ¿porqué no?.

Ya era hora de recuperar las ilusiones olvidadas. Sé que suena a frase de autoyuda coehliana, pero así fue. Sobre todo pensaba “si mañana murieras, ¿en qué te hubiera gustado invertir el tiempo?” (típicas preguntas de existencialismo treintañero). Y la respuesta siempre fue muy clara: me hubiera gustado no dejar de escribir.

Y fue así de simple, me decidí a recuperar lo que realmente me llena y me hace sentir mejor, que al fin y al cabo, es lo realmente importante.

Empecé retomando la escritura con “cuentos” a modo de regalos para mis amigos. Y así fue como la puerta para escribir relatos de ficción, se abrió.

Pero eso no fue todo, retomé a mi olvidada y leal Olivetti, que siempre me esperó dentro su estuche negro en el fondo del armario.

Ahora, cuando paseo por las calles, leo las noticias, desayuno, escucho una canción o disfruto de una puesta de sol, las musas susurran historias a mi imaginación y yo las escucho sin miedo, sin limitaciones y plasmo en tinta, lo que ellas me inspiran.

No hay mejor regalo para una misma, que invertir en aquello que te hace feliz.

Anuncios

Un comentario sobre “¡Hola mundo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s